Camanchaca Logo
NOTICIAS entrevista Manuel Arriagada: “Salmones Camanchaca no introd...

Manuel Arriagada: “Salmones Camanchaca no introdujo al mar ningún elemento externo contaminado”

abril 23, 2021
Es importante mencionar que existen registros de avistamiento de FAN que datan del año 1800, y se han observado en distintas partes del mundo, incluyendo lugares donde no existen actividades acuícolas”. Manuel Arriagada, gerente general de Salmones Camanchaca.

Entrevista en Salmonexpert, 23/04/2021

https://www.salmonexpert.cl/article/salmones-camanchaca-no-introdujo-al-mar-ningn-elemento-externo-contaminado/

Sernapesca informó recientemente que, a causa del vertimiento de agua con material orgánico durante el retiro de mortalidades por floraciones algales nocivas (FAN) en los centros Porcelana y Loncochalgua,  ambos ubicados en la región de Los Lagos y pertenecientes a Salmones Camanchaca, en la Agrupación de Concesiones 17A, interpondrá una querella ante el Ministerio Público conforme dispone el Artículo 136 de la Ley General de Pesca y Acuicultura.

Al respecto, el gerente general de Salmones Camanchaca, Manuel Arriagada, señala a Salmonexpert que “respetamos el rol fiscalizador de las distintas autoridades, sin embargo, puedo afirmar que Salmones Camanchaca no introdujo al mar ningún elemento externo contaminado ni tampoco devolvió pescados muertos al mar. En todo momento actuamos con máxima diligencia conforme a la normativa vigente en el marco de una contingencia que activó un operativo sin precedente para nuestra compañía, que contó con todos los recursos disponibles en la zona, propios y de terceros, para superarla”.

¿Lograron retirar toda la mortalidad de salmones asociada a FAN desde sus centros? ¿Está controlada su contingencia? 
El domingo 18 de abril a las 15:00 horas dimos por superada la contingencia, en lo relativo a la extracción de mortandades desde el Fiordo Comau. En esa fecha, logramos recoger los últimos pescados desde el cuarto centro de engorda que se vio afectado por una FAN, especialmente agresiva en la zona. De esta manera, completamos el 100% de la extracción de mortalidades, que fue enviada a plantas, debidamente certificadas. Es importante mencionar que durante todo el proceso no hubo accidentes que lamentar, no existieron escapes de peces y la totalidad de la mortalidad fue dispuesta en plantas reductoras autorizadas.

¿A cuántos peces y toneladas ascendió esta mortalidad masiva?
De acuerdo con las estimaciones, antes de este fenómeno natural, Salmones Camanchaca contaba con 3,2 millones de peces de salmón Atlántico, distribuidos en cuatro centros en el fiordo. Del total, se registró una mortandad que asciende a 1,6 millones de peces, equivalentes a 2.700 toneladas de biomasa. Los peces vivos fueron trasladados fuera del fiordo Comau, lo cual permitió reducir el impacto al evitar su mortalidad.

¿Por qué demoraron más de lo solicitado por la Autoridad en retirar la mortalidad de salmones?
Los tiempos de extracción dan cuenta de la envergadura de la contingencia: una floración de algas nocivas extraordinariamente agresiva que afectó en forma simultánea a cuatro centros, donde además de tener que ejecutar los planes de contingencia, tuvimos que trabajar en siete centros a la vez, dado que para disminuir la mortalidad, la autoridad nos autorizó a rescatar los peces vivos, los cuales fueron trasladados a otros tres centros fuera del fiordo, evitando su mortalidad.

Fue un operativo que consideró también las exigencias y restricciones propias asociadas a un contexto de pandemia, por ejemplo, el hecho que todas las personas que participaron en terreno contaran con el test PCR negativo al día. Es importante mencionar que dada la ubicación de nuestros centros de cultivo, fuimos afectados proporcionalmente en una magnitud muy superior que el resto de la industria, siendo para nosotros este evento equivalente al evento de FAN ocurrido el año 2016, cuando para el total de la industria se trató de un evento que en su conjunto sólo representó un 15% del tamaño del evento FAN del año 2016.

¿Estos eventos de FAN se asocian al cambio climático o también a la actividad salmonicultora en la zona?
Las FAN son eventos naturales que se dan en condiciones climáticas particulares, de altas temperaturas y bajas precipitaciones. El verano de 2021 fue especialmente caluroso y soleado, siendo el segundo más seco en los últimos 70 años y el más seco en los últimos 50 años. Este tipo de condición climática favorece el surgimiento de estos fenómenos naturales.

En el caso particular del Fiordo Comau , hemos desarrollado una operación por muchos años y nunca habíamos visto un fenómeno de estas características. La industria salmonicultora es una actividad fuertemente regulada y fiscalizada con enormes exigencias y autorregulaciones tanto sanitarias como ambientales, que permiten producir en forma sustentable alimentos sanos que se consumen en más de 50 países.

¿Qué procesos pudieron hacer mejor en este manejo de mortalidad para evitar mortalidad o disminuirla?
Dada la contingencia, pusimos a disposición todos los recursos propios y de terceros: 34 embarcaciones, 55 buzos, 100 especialistas, y a solicitud de la autoridad incorporamos otras medidas adicionales a las contempladas en el plan de contingencia. En total, desembolsamos $3.200 millones en pocos días. En forma adicional a los sistemas de retiro convencionales de mortalidad ensilada, activamos retiro de mortalidad a granel utilizando barcos pesqueros de armadores artesanales los que operaban en forma simultánea, adicionalmente incluimos barcos pesqueros de Alta Mar de alta capacidad (1.200 y 1.700 m³). Estos barcos pesqueros de Alta Mar disponibles y ubicados en la región de Los Lagos fue parte de un plan de contingencia robusto diseñado con anticipación pensado para atender mortalidad masiva en el cual participamos cuatro empresas en forma colaborativa.

Asimismo, trabajamos con dos empresas reductoras autorizadas para el procesamiento de las mortalidades utilizando capacidades de proceso existentes tanto en la región de Los Lagos como en la región del Biobío. En paralelo a todas estas actividades, para evitar una mayor mortalidad, trasladamos peces vivos utilizando wellboats a otros tres centros fuera del Fiordo de Comau. También consideramos la participación de empresas especializadas en contención en el mar para evitar y disminuir cualquier efecto de la operación. En definitiva, hicimos todos los esfuerzos a nuestro alcance, pero nos vimos enfrentados a una situación imprevista, la cual habiéndola terminado de manejar y superar, nos da ahora la oportunidad de identificar oportunidades de mejora para la industria frente a posibles eventos de este alcance y características. Como compañía somos los primeros interesados en promover la sostenibilidad de la actividad, en armonía con el entorno y el medio ambiente.

¿Se requieren cambios regulatorios para eventos como éste?
Si contribuye a promover el desarrollo sostenible de la acuicultura, somos los primeros interesados. Es importante tener en cuenta que Chile hoy se distingue como productor de salmón en el mundo y tiene un tremendo potencial para seguir desarrollándola. El desafío, entonces, es avanzar incorporando los legítimos intereses de la comunidad, la autoridad y la opinión pública.

¿Es posible anticipar estos eventos FAN, y disminuir la mortalidad o incluso evitarla?
Por sus características, el FAN es un fenómeno natural impredecible. En nuestro caso, el problema fue que afectó en forma agresiva a cuatro centros de cultivos, debiendo actuar en siete en paralelo, algo así como “la tormenta perfecta”, que nos desafía a estar todavía mejor preparados.

¿Qué tecnologías ocupan ustedes para lograr lo anterior?
El plan de contingencia previsto incorpora los aprendizajes de 2016, cuando se registró un bloom de algas masivo. De tal manera, incorporamos nuevas tecnologías en los centros de cultivo tales como sistemas de oxigenación y surgencia. Asimismo, implementamos con anticipación el proyecto de poseer embarcaciones pesqueras de Alta Mar disponibles en la zona y adicionalmente, incluimos las tareas traslado de peces vivos a centros fuera del fiordo, disminuyendo la mortalidad.